Home Mantén el Rumbo DE ESTA FORMA INFLUYE LA ALIMENTACIÓN EN TU PRODUCTIVIDAD

DE ESTA FORMA INFLUYE LA ALIMENTACIÓN EN TU PRODUCTIVIDAD

  • Descansar y darle el espacio y lugar adecuados a la alimentación, forma parte de los hábitos saludables que mejorarán tu jornada laboral.

DE ESTA FORMA INFLUYE LA ALIMENTACIÓN EN TU PRODUCTIVIDAD
La mala alimentación puede provocar problemas físicos y bajo rendimiento laboral.

Cuantas veces no hemos escuchado  la frase “eres lo que comes”; pues en la actualidad, también aplica el dicho popular: “trabajamos como comemos”, es decir, dependiendo de la calidad de nuestra alimentación y la cantidad consumida de alimentos, será el rendimiento que tengamos no sólo en nuestra vida laboral, sino en nuestra calidad de vida.

Y es que,  debido a las grandes cantidades de trabajo y lo limitado del tiempo de alimentos, los empleados optan por comer lo “más rápido” aunque no siempre esta sea la opción más nutritiva, de ahí que luego de la hora de comida muchos de ellos bajen su rendimiento considerablemente.

Tener una dieta variada a base de carnes, pescados, fruta, verduras, frutos secos y demás contribuye a potenciar el rendimiento y la concentración en el trabajo.

assorted foods

La buena alimentación debe contener todos los grupos de alimentos. Foto: Unsplash

TE RECOMENDAMOS LEER: Conoce el mejor programa para emprender desde cero

Ante esta situación, la empresa Herbalife Nutrition compartió algunos consejos, para mejorar la productividad:

  1. Evita exceso de carbohidratos simples. No tengas dulces y chocolates a la mano en el cajón de tu casa o en el lugar de trabajo. El consumo de aperitivos no saludables, evita que te mantengas alerta y despierto para seguir tu jornada.
  2. Mantente hidratado. Aunque tengas que ir continuamente al baño, necesitas del agua en todo momento. El transporte de nutrientes y, por lo tanto de energía, se da gracias a una buena hidratación. Si te deshidratas pierdes la concentración mucho más rápido.
  3. No olvides el desayuno. Salir de casa sin desayunar, es como querer arrancar el automóvil sin gasolina. Empezar el día con el “tanque lleno” es muy importante.
  4. No comas frente a la computadora. Descansar y darle el espacio y lugar adecuados a la alimentación, forma parte de los hábitos saludables que mejorarán tu jornada laboral. En muchas ocasiones, creemos que el no salir a comer, nos ahorra tiempo para seguir trabajando. A la larga, sucede todo lo contrario, el cuerpo resiente esta deficiencia y, en muchas ocasiones, nos genera más cansancio, problemas metabólicos y un desgaste innecesario.
  5. Aprende a descansar. El ciclo del hambre y la saciedad está directamente ligado al ciclo del sueño. Es por ello que, aquella persona que quiere tener una vida productiva y sana, debe darse espacios para todo. Tiempo de calidad para dormir, comer, trabajar y recrearse.

Es importante recordar que el éxito de la productividad estará en el balance y el equilibrio entre la jornada laboral y los hábitos de alimentación saludables.

TAMBIÉN PUEDES LEER: La prevención legal, la clave para un negocio sólido

Deja un Comentario

Comentarios

Iván Zúñiga Periodista contribuyendo al cambio a través de Wild Entrepreneur; aficionado a la lectura, al básquetbol y Puma de corazón. Buscando día a día mejorar personalmente y al país.